Alergias e intolerancias

La presencia de alergias y las intolerancias alimentarias implican un estudio pormenorizado por parte del Nutricionista y Dietista, para procurar la exclusión de los alimentos relacionados de nuestra alimentación.

Por ejemplo, la intolerancia a la proteína de leche de vaca implica eliminar de la alimentación todo producto lácteo, en la enfermedad celíaca se deben suprimir de la dieta algunos de los cereales más consumidos en nuestro país y lo mismo sucede con las diversas alergias alimentarias, como la alergia a los frutos secos.

El nutricionista debe realizar un estudio de los diferentes alimentos suprimidos de la alimentación y ver si como consecuencia pueden provocar una carencia de nutrientes en la persona. Si esto sucede, se deben buscar alimentos que sean sustitutos de los alimentos.


Ordenar por

0 artículos